El pasado 31 de enero el Consejo de Ministros aprobó el Plan de Contratación Pública Ecológica de la Administración General del Estado (2018-2025) como un instrumento de impulso y facilitación del crecimiento económico, desde el planteamiento de una economía circular, baja en carbono, eficiente en recursos, sin residuos, no contaminante y eco-innovadora. Un instrumento para promover e implementar diversas políticas y estrategias ambientales de la Unión Europea.

Los objetivos principales de la contratación pública ecológica, en la que se promueva una mayor participación de las PYME, son los siguientes:

  • Promover la adquisición por la administración pública de bienes, obras y servicios con el menor impacto ambiental posible.
  • Servir como instrumento de impulso de la Estrategia Española de Economía Circular.
  • Garantizar un uso más racional y económico de los fondos públicos.
  • Promover la incorporación de cláusulas ambientales en la contratación pública.
  • Dar publicidad sobre las posibilidades que ofrece el marco jurídico de la contratación pública ecológica.

Puedes leer el artículo íntegro original con más detalle de la Orden y del Plan en el blog de Terraqui. Despacho de derecho ambiental.